Salmo 119 11 | En mi corazón he guardado tus dichos


 
"En mi corazón he guardado tus dichos, para no pecar contra ti."

Salmo 119:11


Los momentos en la vida cristiana; cuando somos puestos a prueba o estamos siendo tentados ya sea por nuestra carne, o por Satanás; son los momentos decisivos para tener una victoria o una derrota. Ahora bien, cuando me refiero a una derrota, significa que caemos en el pecado, con las consecuencias que éste trae. El secreto para la victoria descansa en el conocimiento de la Palabra de Dios, y en una vida de comunión con él. El Señor Jesús representa como hombre redentor, el ejemplo máximo en este tema, ya que fue tentado en todo, pero sin pecado. (Heb 4:15) Jesús se preparó de tal manera que cuando fue tentado por el diablo en el desierto, siempre le contestó a éste con la Palabra de Dios.. "escrito está...". Cuando hemos tenido contacto con la Palabra de Dios y nos hemos apropiado de sus promesas; el Espíritu Santo se encarga de traérnoslas en el momento que las necesitamos, ya sea para confortarnos y descansar en él, como para hacer huir al enemigo cuando nos acecha. Lo que el salmista escribe en este verso once, describe "este secreto". Cuando guardamos los dichos de Dios en nuestro corazón, es con el propósito de conocer el carácter de Dios, lo que a él le agrada y no; por tanto, al ser probados o puestos a prueba podemos escoger lo correcto y honrar al Señor.

En 1 Cor 10:13, hay una de tantas hermosas promesas: "No os ha sobrevenido ninguna tentación que no sea humana, pero fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podáis resistir, sino que os dará juntamente con la tentación la salida, para que podáis soportar." Muchos sucumbimos en la tentación por ignorar esta promesa y muchísimas otras promesas.


Hagamos nuestras las promesas de Dios , para que cuando llegue el momento, éstas nos hagan esperar confiados en el Padre, su gran sabiduría y amor para con nosotros.

Bendiciones!!

Atte. Hermano Marvin.



Comparte, suscríbete o comenta si te es de bendición.

Visita:

Suscríbete a esta página o a mi
si el Señor te ha enseñado algo.



Que el Poderoso te continué bendiciendo. Saludos.

#Marvingera

Salmo 119:111


Comentarios

Entradas más populares de este blog

Los que guardan sus testimonios, y de corazón le buscan. Salmo 119:2

Salmo 119 5 ojalá fueran ordenados mis caminos

Bienaventurados los perfectos de camino. Salmo 119:1